Comparte:

Conoce las rutas de la rumba en Cartagena de Indias

Cartagena no sólo es la ciudad turística por excelencia, también es la capital de la rumba por tradición.

Aquí es muy fácil encontrar una "parranda" en cada  esquina, calle o casa. Ni hablar del ambiente que se vive en las playas, un lugar en el a cualquier hora es buena para armar el desorden y bailar al son de un buen conjunto vallenato, gaita o papayera.

Realmente la fama de ciudad rumbera se debe, más que todo, al esplendor y derroche de sitios alucinantes, especializados en diferentes géneros musicales, para todo tipo de gustos y presupuestos. Ya que la ciudad cuenta con lugares bohemios, románticos, clásicos, extravagantes, vanguardistas, tradicionales, provocadores, reservados, grandes, pequeños, discretos y bulliciosos..., en fin, no alcanzarían los calificativos para definir estos  mágicos escenarios que rinden tributo a las noches cartageneras.  Es importante decir, que atrás quedaron las épocas en que la rumba se concentraba en un sólo sector, pues hoy día hay diversos puntos de encuentro, para empezarla y terminarla.

Entre las diversas zonas rumberas que ofrece la ciudad, se destacan principalmente la Calle del Arsenal, el Centro Histórico, -el sitio más farandulero por sus prestigiosos restaurantes-bares, discotecas, plazas y baluartes, donde se dan cita artistas y destacados personajes del jet-set nacional e internacional-,  por supuesto aún se  cuentan algunos lugares tradicionales de Bocagrande y El Laguito y más recientemente los ubicados en el norte de la ciudad.

La revista Dónde se fue de "farra" -tres noches consecutivas- por todos estos sectores, con el propósito no sólo de rumbear hasta nueva orden, sino de cumplir con la misión encomendada de escoger los sitios más bacanos de la ciudad, y así -con toda la propiedad del caso-, recomendarles a nuestros visitantes dónde y cómo disfrutar mejor de las noches cartageneras.

1. Calle del Arsenal, epicentro de la rumbaCalle del arsenal

 

Nuestro recorrido comenzó en El Arsenal,  -la calle que bordea al Centro de Convenciones- y de inmediato empezamos a entrar en ambiente.

Descubrimos que aquí la rumba es muy diversa, pues esta zona cumple con todos los requisitos para gozar, gozar y gozar. Mejor dicho, podemos afirmar que en este sector el visitante va "a la fija" en materia de diversión, porque lo que hay son sitios para escoger, desde restaurantes y terrazas con vistas impresionantes, -al Castillo San Felipe y la hermosa Bahía de Cartagena- hasta las más cotizadas discotecas y bares para perderse bailando cualquier cantidad de ritmos.

Entre los más célebres y afamados para rumbear se cuentan: Mister Babilla y La Carbonera y "para calentar motores": León de Baviera y la Casa de la Cerveza, todos envueltos en cálidos y acogedores ambientes, especiales para quienes les guste compartir con amigos y pasarla bien.

Recomendado: Restaurante - Bar León de Baviera. Abierto de martes a domingo, de 4:00 p.m. a 4:00 a.m. Ideal para los amantes del rock, quienes pueden disfrutar en vivo de las mejores bandas locales y nacionales que hacen vibrar de emoción con las melodías clásicas de este género musical. León de Baviera también ofrece comida típica alemana y variedad de cervezas exclusivas de ese país, servidas de manera muy original.

2. Getsemaní, zona de rumba para salseros

 

Dejamos el Arsenal y a pocos metros encontramos el barrio Getsemaní, un lugar legendario tanto por su historia como por la  arquitectura que reflejan sus calles coloniales. Si bien, aquí existen lugares de tradición, -como Quiebra Canto, donde se escucha la mejor salsa de la ciudad-, de un tiempo para acá el sector ha tomado nuevos bríos con una serie de sitios magistrales y muy originales -que gozan de renombre internacional- especiales para apasionados del son cubano y toda clase de ritmos caribeños.

En Getsemaní, realmente encontramos de todo, que si entramos a calificar uno a uno sus diferentes bares, hay muchos que no pasan la prueba, pero otros, sin duda, están sobrados en materia de innovación, atención, servicio, música y gastronomía, como es el caso de Bazurto Social Club, un nuevo bar-restaurante situado detrás del Parque Centenario que nos dejó fascinados, desde el mismo momento en que nos dieron la bienvenida, con el coctel de la casa, de nombre "El  Machacado" una explosiva mezcla de toronja, pomelo, lima, limón, tahití, soda, ron, menta y hielo, que a decir verdad nos subió "la bilirrubina" -como diría el cantante dominicano Juan Luis Guerra.

Bazurto Social Club es el sitio más original y autóctono de la ciudad, pues en este lugar se descubre la esencia de lo que es Cartagena. El Dj de planta ameniza la noche a apunta de cumbia, bullerengue, porro, calypso, zuku, terapia y champeta entre otros de nuestros ritmos caribeños. La fusión de todos estos sonidos es apenas un abrebocas, ya que aquí se presentan los artistas y músicos –locales y nacionales- más destacados del momento. Estar aquí es rememorar lo que fue el festival de música del Caribe en sus mejores épocas. Su decoración también habla de lo que somos -los cartageneros-, pues sus paredes exhiben cuadros con imágenes que enmarcan a nuestros ídolos, personajes y lugares emblemáticos.

Ni hablar de la comida, cien por ciento cartagenera. Recomendamos probar la carne en posta, con arroz de coco y ensalada de aguacate; las bruschetas latinas, -patacones montados de camaroncitos, con dados de tomate y albahaca-; o los snacks de la casa: -unas deliciosas empanadas de camarones y jaibas. Y para aquellos que quieran comer un poco más fuerte, nada como el arroz con mariscos y vegetales –tipo paella- una ver-dadera delicia. Como verán recargamos baterías y con el entusiasmo en su máximo punto, salimos de allí a seguir la faena rumbera. Bazurto Social Club, está abierto de miércoles a sábado de 7:00 a 3:00 a.m.

Seguimos a otro lugar espectacular, -la esquina del movimiento- como reza su slogan- nada menos que al Café Havana- que más que un sitio para disfrutar de su ambiente, su música, sus bebidas y picadas, es un rincón de La Habana en Cartagena, al que indiscutiblemente hay que visitar. La impactante arquitectura del edificio donde funciona, en la Calle de la Media Luna, con la Calle del Guerrero, se suma a sus muchos atractivos, reseñados en varias publicaciones  nacionales e internacionales.

Areito Cultura & Son Bar es una de las discotecas predilectas de los bailadores aficionados a los ritmos caribeños, con uno de los estilos y ambientes más agradables que existen en la ciudad, que, sin duda, hace sentir muy bien a todos sus visitantes. Se sirven buenos cócteles y bebidas para todos los gustos.

Areito también presta sus instalaciones a la Escuela Crazy Salsa, donde los extranjeros amantes de los ritmos latinos aprenden los pasos básicos para “defenderse” o si lo prefieren convertirse en expertos bailadores. Se necesita sólo estar una noche para quedar inscrito para siempre en Areito, ya que la atención de su personal es sorprendente, cordial, afable y de excelente energía, la cual se reflejada en el servicio.

"Este lugar es para rumbear, escuchar música, disfrutar de un buen coctel o licor, o para hablar hasta nueva orden. Sus noches son muy intensas, divertidas y cálidas, que invitan a gozar hasta el amanecer tanto a turistas como a residentes", dice Rafael González Vizcaíno, gerente.

Simbiosis Café–Bar. El recorrido de Getsemaní lo terminamos con broche de oro en Simbiosis, recientemente inaugurada, pero pisando fuerte en el terreno de la movida nocturna de la ciudad, que empieza a posicionarse como uno de los sitios extremos de rumba cool. Cuenta con una vasta selección de cocteles, licores, refrescos y cervezas de las mejores marcas. Uno de sus principales atractivos es su barra, atendida por un barman que contagia de alegría y hace sentir la euforia y la 'simbiosis' del lugar.

3. Centro Histórico, el sitio más farandulero para bailar

Aquí la rumba fue histórica, -como lo es cada lugar que encierra este mágico escenario-. Y es que las noches en la ciudad amurallada son únicas y sublimes. En este sector, lo mejor es que mientras te diviertes bailando, fácilmente puedes conocer a importantes personajes de la farándula nacional e internacional, a quienes les encanta el “Corralito de Piedra”, por lo que constantemente se pegan sus escapaditas para rumbear a sus anchas.

Recomendados: Las plazas del Centro Histórico, lugares para comenzar o terminar la rumba. Para los románticos empedernidos nada como recorrer cualquiera de nuestras plazas y baluartes, escenarios mágicos para escuchar música en vivo, tertuliar, admirar todo tipo de espectáculos callejeros, beber y comer bajo las estrellas. Las recomendadas: Plaza San Pedro Claver, Plaza de los Coches, Santa Teresa, Santo Domingo, San Diego y Fernández de Madrid.

*Esperamos que cada sitio aquí recomendado cumpla con las expectativas de todos los visitantes y residentes, porque la verdad, nosotros la pasamos de maravilla.

 
¿ Puedo ayudarte ?

Contactenos

Cartagena, Colombia
El Universal, calle 30 N° 17-36, Pie del Cerro
De lunes a viernes
8:00 a.m a 12: 00 p.m y 2:00 p.m a 6:00 p.m
6424646 Ext. 167
E-mail: contactenos@donde.com.co